Ernesto Polo, a 50 años luz.

Orgullosamente mexicano, actualmente radico en Yucatán, un sueño hecho realidad que hoy vivo junto con mi familia. Desde niño siempre me gustó estar en contacto con la naturaleza, amaba los campamentos escolares y fui muy afortunado de tener un padre que desde niño fomentó en mi el paciente arte de la pesca, lo cual me dio la oportunidad de conocer increíbles escenarios naturales. Hoy tengo claro que fue ahí cuando descubrí la grandeza del mundo que nos rodea, quizá no de manera muy consciente, pero esos acercamientos a la naturaleza definitivamente me marcaron de por vida.

 

Estudié la carrera de Diseño Gráfico donde tuve mi primer encuentro formal con la fotografía, aprendí mucho de los procesos análogos. Que tiempos aquellos donde había que comprar película, revelar en cuarto oscuro y la pantalla de la cámara simplemente no existía, ¿qué loco no? Pero no fue hasta que conocí a una persona muy especial, el amor de mi vida, y comenzamos a viajar juntos que comprendí lo que para mi es el valor de la vida misma: LOS INSTANTES. El mundo está lleno de ellos, ÚNICOS E IRREPETIBLES, siempre están ahí pero hay que salir a descubrirlos y saber disfrutarlos.

 

Lorena, gracias por impulsarme y acompañarme en esta travesía. Sin ti no sería posible. ¡TE AMO!

 

El amor por viajar, la búsqueda de aventuras y la pasión por la luz me han llevado a lugares muy remotos, fantásticos e idílicos en donde he conocido a muchas personas, literal a grandes maestros de vida, ustedes saben quienes son. Gracias a todos ellos y al ejemplo de mi madre y mi padre es que aprendí a valorar a la gente por lo que es y no por lo que tiene; a disfrutar cada segundo de la vida no importando las adversidades, a respetar a la naturaleza y a los seres vivos y a amar profundamente a mi país, MÉXICO. Pero sobre todo a darme cuenta de que mi FAMILIA y MIS AMIGOS son lo más importante y por siempre mi mayor orgullo. Soy inmensamente afortunado, no puedo más que dar gracias. 

Isabella y Santiago esta pagina está dedicada a ustedes y con ella quiero recordarles algunos simples conceptos, a donde vayan no vean, OBSERVEN; no miren, CONTEMPLEN; no oigan, ESCUCHEN; no prueben, SABOREEN; no se conformen, PREGUNTEN; ante la injusticia ALCEN LA VOZ. Disfruten su vida y vívanla intensamente... Nunca pierdan la capacidad de ASOMBRARSE.

Amen a Dios, estén cerca de la familia, cuiden a sus amigos y siempre que puedan hablen de lo maravilloso que es México. Que nada los detenga en la creación de sus propios INSTANTES. Sean felices SIEMPRE. ¡Los amo!

press to zoom

press to zoom

press to zoom

press to zoom
1/4